Noticias

NOTICIAS

09-10-2018
XX ENCUENTRO DE LA FAMILIA CARMELITANA DE CATALUNYA
Vic 2018

El Carmelo Teresiano de Cataluña vivió el sábado 6 de octubre, en la localidad de Vic, una jornada de familia llena de sensaciones y vivencias. Con una asistencia más que notable procedente de diferentes puntos de nuestra geografía, el vigésimo encuentro anual fue desplegando durante todo el día los actos programados en los ámbitos religioso, cultural y gastronómico, hasta alcanzar una explosión de júbilo colectivo en la sobremesa.

Por la mañana, fueron llegando a la capital de la comarca de Osona las diferentes comunidades venidas en autocares procedentes de Barcelona, Badalona, Lleida y Tarragona, como puntos centrales de salida. Frailes y monjas carmelitas descalzos, religiosas de otras congregaciones vinculadas a la orden, gente del Carmelo Seglar y del laicado de nuestras casas… se fueron concentrando en la plaza de la Catedral para visitar la sede y el museo Diocesano, repartidos en pequeños grupos. El P. Juli, hijo de la ciudad, ejerció de documentado guía en la primera parte de la visita. En cuanto al museo, que reúne infinidad de joyas del románico y el gótico, básicamente de iglesias del territorio diocesano, nos dejó un dulce regusto, suficiente para motivar a los presentes a repetir la visita con más profundidad en otra ocasión.

La Eucaristía, punto central de la jornada, se celebró en el Monasterio de Santa Teresa de las Carmelitas Descalzas. Presidió el vicario general, P. Agustí Borrell, y fue concelebrada por los religiosos asistentes. En la homilía, el P. Agustí destacó la gran riqueza de la orden, por la gran variedad de seguidores de santa Teresa extendidos en todo nuestro mundo, unidos por su carisma de intimidad mística y alegría fraterna. 

Durante el almuerzo prosiguió este espíritu de alegría que estalló durante la sobremesa gracias a un habilidoso animador que con sus cantos y bailes contagió y animó a todos los presentes a participar muy activamente en la fiesta. 

Al final de la tarde, nos reencontramos en el monasterio de las carmelitas para cerrar la jornada con un pequeño acto conmemorativo de los 450 años de los comienzos del Carmelo Teresiano masculino en la pequeña localidad avilesa de Duruelo, en el mes de noviembre de 1568. La lectura y canto de poemas de san Juan de la Cruz y una breve oración sirvieron de broche de la jornada. A continuación, después de un breve paseo por el centro de la ciudad para efectuar algunas compras, regresamos a las respectivas comunidades.

VER TODAS